Cloud First y Cloud Smart

En la implementación de servicios Cloud por parte de las organizaciones, se utiliza mucho el concepto “Cloud First“. Este término es ampliamente utilizado en proyectos de implementación con proveedores en la nube, cuando armamos y ejecutamos arquitecturas escalables solo con componentes y servicios que se nos entregan en cada proveedor, lo que facilita el desarrollo y minimiza las complejidades de administración.

A pesar de las múltiples ventajas que ofrece el enfoque “Cloud First”, también trae algunos inconvenientes que debemos tener en cuenta para evitar problemas en el mediano y largo plazo. Entre estos, podemos mencionar la dependencia hacia un sólo proveedor Cloud, poniendo por ejemplo casos en los cuales un proveedor con el que trabajamos tiene un fallo, nuestras aplicaciones no responden y nuestros usuarios no pueden trabajar, es decir, “el negocio está detenido”.

Podríamos poner un plan de contingencia, respaldar la información en otra región o nuestros data centers, y muchas alternativas adicionales. Pero en estas alternativas por lo general, o seguimos dependiendo del mismo proveedor, sólo en que otra parte del mundo, o habrá algún proceso “manual” para restaurar nuestras aplicaciones y volver a la “normalidad” del negocio.

Cloud Smart

Dicho lo anterior, debemos cambiar el enfoque y pasar a “Cloud Smart“, el cual, aprovechando las ventajas de “Cloud First”, nos obliga a dar una mirada aún más detallada a las tecnologías, arquitecturas implementadas y de fácil migración entre distintos proveedores, para maximizar aún más el uso de la nube. En otras palabras, implementar un modelo “Multi/Hybrid Cloud“, donde podamos replicar y balancear la carga de nuestras aplicaciones entre distintos proveedores de forma transparente para los usuarios (por ejemplo, tener nuestra base de datos en nuestra nube privada y el servidor de aplicaciones y Web tanto en la misma nube privada como en AWS y Azure, por lo tanto si alguno de los proveedores Cloud tiene problemas, o ambos, aún nuestras apps seguirán operativas).

Ya hay sistemas que permiten gestionar este tipo de arquitecturas, como Nutanix Prism y Azure Arc, por mencionar solo algunas.

Por supuesto, “Cloud Smart” involucra tener más recursos y gestionar un proyecto más grande, en organizaciones más pequeñas o con aplicaciones no tan críticas (no por ello menos importantes) el concepto “Cloud First” sigue siendo totalmente válido, pero en cualquier caso, lo importante no solo es la implementación del proyecto en la nube, es su uso y tener una mirada a largo plazo en la organización. Cloud ya es un concepto interiorizado, ahora debemos interiorizar las capacidad que aporta cada proveedor y cómo podemos integrarlos en nuestra organización, tomando en cuenta la cultura, personas, aspectos económicos y restricciones que vamos a tener.

En Techgethr trabajamos bajo la metodología “Cloud Smart”, gracias a nuestra experiencia trabajando con distintos proveedores Cloud y capacidades de implementación.

Cloud First y Cloud Smart